Imagen: Tomada de Radio Miami

Nota de Prensa de La Asociación Cultural José Marti USA de Miami

La Asociación Cultural José Marti USA de Miami, denuncia ante el mundo  los actos  inhumanos  que pretenden ejecutar tres  anticubanos en el Congreso de Estados Unidos –los senadores Rick Scott, Marco Rubio y Ted Cruz– al intentar  impulsar un proyecto de ley para sancionar a los países que contraten misiones médicas de Cuba, bajo el dudoso pretexto de considerarlos cómplices de trata de personas. Este proyecto de ley bajo el nombre  “Detener las Ganancias del Régimen Cubano“, es otro engendro, otra de  la acciones extraterritoriales  del gobierno de Estados Unidos.

Nosotros  La Asociación Cultural José Marti USA de Miami, unidos a   las organizaciones de la emigración cubana y latinoamericana en Miami que  integramos la Coalición Alianza Martiana junto a las naciones y personas dignas y solidarias de todo el Mundo  nos oponemos enérgicamente  a estas  pretenciones criminales contra nuestra patria y el mundo.

Ellos  continúan desde el norte revuelto y brutal incentivando  el descrédito  hacia Cuba, pero el ejemplo de  nuestra  Cuba libre y soberana, su altruismo y  transparencia en su predica  solidaria es más fuerte  y humana  que todos los planes de destruir la revolución.

 Los  que aúpan estos proyectos  son políticos de actuar  miserablemente, sin escrúpulos de ninguna índole,   sin  límites contra la familia cubana y del mundo,  ellos no son capaces de  reconocer la trayectoria humanista y solidaria de los médicos cubanos que data desde la época colonial. Hay que estar ciego e insensato para asumir semejantes acciones  de tanta maldad.  ¡Basta ya de tanta ignominia

La  cooperación  de los médicos cubanos  se origina en un pensamiento nacional que emerge desde el gran pueblo de once millones de cubanos,  salvando millones de vidas y contribuyendo al desarrollo de programas de formación de recursos humanos en países donde la carencia de ellos se refleja en los bajos índices de sanidad, en las altas cifras de padecimientos de enfermedades y en la consecuente letalidad.

Es hora que la opinión publica internacional condene la insensata e inhumana política del gobierno de Estados Unidos contra Cuba y apoye unánimemente la entrega a los médicos y enfermeros cubanos que forman parte de la Brigada Médica Internacional Henry Reeve  el  Premio Nobel de la Paz.

Miami 19 de Junio 2020
Asociación Cultural José Marti USA de Miami

Tomado de Radio Miami

Dejar respuesta

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí