El 29 de mayo, el Avifavir recibió el certificado de registro del Ministerio de Salud de Rusia y se convirtió en el primer medicamento contra el SARS-COV-2 del mundo, cuya denominación común internacional tiene el nombre de Favipiravir. Actualmente, el fármaco está incluido en la lista oficial de pautas para la prevención, diagnóstico y tratamiento de la COVID-19 del país euroasiático.

Científicos rusos han publicado en el portal especializado MedRxiv su primer estudio sobre los resultados de los ensayos clínicos del Avifavir.

Estos se llevaron a cabo en abril y mayo en siete hospitales de las ciudades de Moscú, Smolensk y Nizhni Nóvgorod en un total de 60 pacientes con neumonía moderada o severa causada por el nuevo coronavirus, 40 de los cuales recibieron el Avifavir durante un periodo medio de 11 días junto con antibióticos y anticoagulantes y los otros 20 formaron un grupo de control tratado con una terapia estándar en la que se utilizó hidroxicloroquina, cloroquina, lopinavir/ritonavir, antibióticos, anticoagulantes o ningún tratamiento etiológico.

Después de los primeros cuatro días del tratamiento con el Avifavir, el virus dejó de detectarse en un 62,5 % de los pacientes (25 de los 40), mientras que en el grupo de control este resultado fue conseguido en un 30 % de los pacientes (seis de los 20). Para el día 10, nueve días después del inicio del tratamiento, un 90 % de los que recibieron el Avifavir (36 de los 40) y un 80 % de las personas del grupo de control (16 de los 20) se deshicieron del coronavirus en el organismo.

El fármaco estará disponible de forma gratuita para los ciudadanos rusos en el marco del programa del seguro médico obligatorio.

El Fondo de Inversión Directa de Rusia (rdif) informó el pasado lunes que suministrará el fármaco Avifavir a siete países de América Latina: Argentina, Bolivia, Ecuador, Uruguay, Paraguay, Honduras y El Salvador.

Dejar respuesta

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí