Foto: Ariel Cecilio Lemus

Yaditza del Sol González | internet@granma.cu

Como parte de las jornadas de trabajo previas al Séptimo Periodo Ordinario de Sesiones de la Asamblea Nacional del Poder Popular, el vice primer ministro y ministro de Economía y Planificación, Alejandro Gil Fernández, presentó a los parlamentarios la actualización tanto de la Conceptualización del modelo económico y social de desarrollo socialista, como de la implementación de los Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución, para el periodo 2021-2026; ambos documentos aprobados en el 8vo. Congreso del Partido.

Al referirse a la Conceptualización, comentó que se trata de una guía activa y perfectible, totalmente coherente con los fundamentos y temas incluidos en la Constitución, así como de las políticas aprobadas desde el 6to. Congreso del Partido, en función de materializar la visión de la nación como la hemos definido: soberana, independiente, socialista, demócrata, próspera y sostenible.

Ratificó, además, que la sociedad cubana se encuentra en el periodo histórico de construcción del socialismo, así como los principios en que se sustenta, en los que se incluye el ser humano como sujeto protagónico y la propiedad socialista de todo el pueblo sobre los medios fundamentales de producción.

Otro de los temas cardinales que reseña es la innovación científica y tecnológica para el desarrollo económico y social del país, además del Estado socialista de derecho social, como garante de la igualdad, deberes y derechos que aseguran que ninguna persona quede desamparada, puntualizó Gil Fernández.

Dijo que reafirma el papel dirigente del Partido, único, martiano, fidelista, marxista, leninista, expresión de la unidad de los cubanos en torno a la dirección de la Revolución.

Como parte de las principales transformaciones que incorpora el documento, está el perfeccionamiento integral del sistema de dirección planificada del desarrollo económico y social, y del Estado como rector, coordinador y regulador de todos los actores que funcionan en nuestro modelo, explicó.

Reconocer, regular y lograr un adecuado funcionamiento del mercado, induciendo a los actores económicos a adoptar decisiones de acuerdo con los intereses de la sociedad, es otra de las modificaciones que se incluyen y que representa un reto en cuanto al diseño de políticas que vayan encaminadas a lograr tales intereses, detalló.

«Hay que fortalecer, potenciar a la empresa estatal socialista como sujeto fundamental, como el que debe llevar el liderazgo en la producción de bienes y servicios, ser eficiente, alcanzar su autonomía y mejores resultados productivos».

Añadió que la Conceptualización plantea reconocer y diversificar las diferentes formas de propiedad y gestión, adecuadamente interrelacionadas, lo que significa que todos los actores económicos apuestan por el encadenamiento productivo, ya sean del sector estatal o no estatal.

La descentralización de las facultades a los niveles de territorios, con énfasis en el municipio como instancia fundamental; impulsar la ciencia y el desarrollo de la tecnología y la innovación y su papel principal en el incremento de la eficiencia, la eficacia y la productividad; así como consolidar el papel de las universidades y fortalecer sus relaciones con las entidades, también encuentran un espacio de reflexión en la actualización.

El titular de Economía y Planificación destacó la necesidad de asegurar que el trabajo y la laboriosidad constituyan valores morales cardinales, en sintonía con la visión de que el trabajo se convierta en la vía fundamental de satisfacción de las necesidades de la población; en tanto, urge consolidar los logros en materia de desarrollo social e incrementar el nivel y la calidad de vida, con énfasis en la seguridad alimentaria y energética, la salud, la educación, entre otros aspectos.

En resumen, señaló que la actualización de la Conceptualización constituye un gran reto, en aras de alcanzar los estándares que allí se plantean, y que fueron aprobados durante el cónclave partidista.

PARA ENCAUZAR LAS PRIORIDADES DEL PAÍS

Al referirse a la actualización de la implementación de los Lineamientos, Alejandro Gil afirmó que estos tienen una expresión de tiempo y de metas en el periodo 2021-2026.

El documento –que contiene 201 Lineamientos–, traza, en sentido general, las principales direcciones de trabajo para el quinquenio señalado, en el camino de encauzar las prioridades del país en la esfera económica y social, en correspondencia con los recursos disponibles, e incorpora, además, las principales transformaciones por acometer, como parte de la actualización de nuestro modelo.

Se prioriza, acotó el Vice Primer Ministro, perfeccionar la planificación socialista, que incluye una mayor flexibilización en todo el proceso, avanzar en la utilización de instrumentos financieros en la conducción de la economía y su estrecho vínculo con la planificación estratégica a largo plazo.

Fortalecer la gestión de los actores económicos, en especial de la empresa estatal socialista; avanzar en la solución de los problemas estructurales de la economía; desarrollar la producción y comercialización de alimentos; incrementar las exportaciones y la sustitución de importaciones; alcanzar una mayor participación de las fuentes renovables de energía en la matriz energética; recuperar y desarrollar el turismo como locomotora de la economía; así como impulsar la inversión extranjera, son necesidades imperiosas del país, y tienen un reflejo en los Lineamientos.

«Entre las cuestiones medulares también se encuentra avanzar en los equilibrios macroeconómicos fundamentales, perfeccionar los mecanismos de coordinación y conciliar la implementación del ordenamiento monetario con los ajustes requeridos».

Tampoco puede obviarse la gestión del desarrollo local, a partir de la política ya implementada de desarrollo territorial; además de la implementación de nuevos programas y servicios sociales dirigidos a las personas y núcleos familiares vulnerables, sostuvo.

Gil Fernández hizo mención a cómo se ha ido articulando, desde el trabajo del Gobierno, la implementación de estas directrices. Refirió lo valioso de contar con un Plan de desarrollo económico y social hasta 2030, lo que nos permite integrar tanto los Lineamientos como la Conceptualización.

El diputado por La Habana, Raúl Palmero, comentó que aún persisten situaciones que pueden frenar los resultados de la empresa estatal socialista.

Agregó que se necesita trabajar en el sistema empresarial de base y desencadenar el sistema productivo, en el cual el empresario debe innovar y ser revolucionario por las actividades propias que realiza, aunque es cierto que persiste desinformación en cuanto a las medidas económicas que desarrolla el país y no se aprovecha todo lo articulado desde el marco legal.

Dejar respuesta

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí