Foto: Internet

Reconocida recientemente con el Premio Nacional de Investigación Cultural 2019, la doctora en Ciencias Históricas María del Carmen Ariet García ha cumplido con creces la máxima martiana de que «educar es depositar en cada hombre toda la obra humana que le ha antecedido».

Lo ha hecho dando a conocer, sobre todo a nuestros niños y jóvenes, la figura del Guerrillero Heroico, a través de la Colección Documental Vida y Obra de Ernesto Che Guevara (1928- 1967), proyecto del que es la autora principal, y que ha sido validado por la Unesco dentro del Programa de la Memoria del Mundo, en su categoría internacional, en el año 2013, y por la Academia de Ciencias de Cuba y el Citma, en el año 2015.

Sobre cómo fue que se acercó al Che, y lo que le ha permitido esta labor, contó a Granma la también profesora titular de la Universidad de La Habana. «En 1982, trabajando en el Centro de Estudios de América, donde también era investigadora Aleida March, la viuda del Che –con la que siempre en los recesos hablábamos de su relación con él– un día ella me propuso colaborar en el ordenamiento de los archivos dejados por el Che y que ella conservaba en su casa. Imagínate, del susto inicial pasé a la exaltación, al darme cuenta del tesoro que ponía en mis manos. No tengo que explicarte el honor y el significado de esa propuesta que cubría muchas aristas, desde el sentido humano hasta el académico, aun sin saber la dimensión de su contenido, que rebasaba cualquiera de mis expectativas, al no tener una precisión exacta del caudal tan profundo y conceptual que contenía su pensamiento oral y escrito.

«Así fue como llegué a elaborar una periodización, en la cual plasmo, en orden cronológico, sus momentos más destacados y que ha permitido establecerla como una metodología para el Centro de Estudios Che Guevara, donde trabajo desde su fundación, en cualquier dimensión que se estudie e investigue al Che».

– ¿Cómo valoraría su participación en el equipo de expertos que laboró en la búsqueda y localización de los restos del Che y sus compañeros de guerrilla?

–Con relación a mi participación en el equipo de la búsqueda, fue como una especie de culminación de una etapa de trabajo en el orden científico. No solo yo, todos los que participamos nos sentíamos altamente gratificados, por haber cumplido la misión encomendada y por lo mucho que nos aportó para nuestras vidas en lo profesional y en lo humano. Creo que nos hicimos mejores desde todo punto de vista.

–Luego de su intensa relación con la vida y la obra del Che, podría darnos su opinión sobre él.

–El Che fue un hombre excepcional por su ejemplo, por su humanismo, su antimperialismo, su latinoamericanismo, su voluntad, valor y empeño en cualquier esfera en las que incursionó, sobre todo, en la que consideró la superior, la de ser revolucionario como el escalón más alto. Eso retrata en él el respeto y entrega por contribuir a formar de manera integral al hombre y apostar por un mundo mejor hasta entregar lo mejor de sí, y convertirse en un paradigma para todos los tiempos.

Dejar respuesta

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí