Foto: Internet

Con el golpe de Estado en marcha y en su desenlace, la maquinaria mediática fascista taladra una y otra vez en llamar dictador a Evo. Es lo que Atilio Boron denomina como una acción de manual de guerra para el «asesinato del personaje».

Pero lo que no cabe dudas es que Evo resulta un raro dictador.

-¿Qué clase de dictador es Evo, que no se aferró al poder como Piñera en Chile desde hace un mes atrás, matando a su pueblo, sacándole los ojos?

-¿Qué clase de dictador es Evo, que ante la más mínima duda de fraude convocó a todos, incluida la OEA, a que contarán voto por voto?

-¿Qué clase de dictador es Evo, que estuvo dispuesto a ir a una segunda vuelta electoral, a pesar de haber sido ganador por amplia mayoría en la primera?

-¿Qué clase de dictador es Evo que, después del dictamen de la derechista y fascista OEA, convocó nuevas elecciones?

-¿Qué clase de dictador es Evo, que no usó la fuerza contra los manifestantes?

-¿Qué clase de dictador es Evo, que renuncia a la presidencia de Bolivia y a su reciente victoria electoral, para evitar el derramamiento de sangre que la derecha amenazó?

Si quieren entender cómo un dictador reprime, mata, tortura, desaparece y se aferra al poder, lo tienen bien actual en Chile, consolidado por Washington y la OEA.

Dejar respuesta

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí