Internet
Internet

No hubo manifestación, no hubo cacerolazo ni aplausos multitudinarios. No hubo sábanas blancas en todos los balcones, ni siquiera estamos seguros de que se haya apagado la televisión en algún lado, como pretendían. Ni muerto, ni desaparecido, ni torturado, pero tampoco secuestrado o víctima de destierro. Su líder puso el Atlántico de por medio, y entre Yara o Madrid… bueno, ya sabemos qué eligió. Pasó el cuarto de hora de Yunior García y el 15N.

Dejar respuesta

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí